Translate

20 ago. 2017

IMPORTANTE: Tenía que decirlo...

No quería hacer esta entrada. Mejor dicho, no quería tener que hacer esta entrada. Ya Geles del blog Diario de una Chicka Lit lo había hecho y yo pensaba que alguien se daría por aludido y rectificaría... Pero no. La gente sigue y sigue y sigue. Y yo que llevo ya casi siete años en Blogger empiezo a hartarme bastante. Porque esto antes no pasaba. Mis entradas se veían menos, sí. Mis entradas se comentaban menos, sí. Aunque hubo épocas de todo. Pero al menos, hace años, tuviera los seguidores que tuviera, las visitas o los comentarios que tuviera, sabía que TODO EL MUNDO SE LEÍA LAS ENTRADAS. Ahora no. Antes me sentía muy apoyada y querida en Blogger porque la gente me hablaba a mí directamente, compartían sus experiencias que tenían relación con las que yo les había mostrado en el post, me hablaban de sus lecturas... había COMUNICACIÓN. Ahora no.

Para que veáis un ejemplo claro, hace unas semanas inauguré una nueva sección en el blog, Descubriendo Metal... para dar a conocer a personas que tengan relación con la música metal. En ningún momento dije que siempre iba a dara conocer a bandas o músicos de metal. De hecho, las primeras personas a las que entrevisté fueron unos Youtubers que también dan a conocer el metal y hubo gente que me comentó cosas como esta: "No conocía la banda pero la verdad es que no me termina de gustar así que no creo que escuche nada de ellos."

¿Hola? ¿En serio el nombre METALOVISIÓN te sugiere si quiera que sea una banda? ¿No te suena más a televisión dedicada al metal? Mira que lo pongo fácil, que lo más importante lo resalto con negrita, cursiva o incluso escribiendo en colores y solo hace falta leer eso para conocer el argumento y comentar algo con coherencia aunque no tengas tiempo para leer la entrada completa... Pero nada, que no hay manera.

Si solo fuera por mí, me daría igual, pero es que me parece una falta de respeto hacia las personas que he entrevistado (que, por cierto, quien no se haya leído la entrevista, no sabe lo que se pierde, peor por vosotros) e incluso a la gente que sí se lee las entradas completas y se molesta en darme un feedback auténtico. Sin embargo, me alegra que gracias a estos incidentes se vea claramente quién está en mi blog porque le gusta su contenido y quién está aquí porque se ha visto obligado por alguna iniciativa o porque piensa que comentándome cualquier cosa, aunque no tenga nada que ver con lo que he escrito, le voy a devolver el comentario o qué sé yo. Porque, además, hace ya un tiempo que me he salido de un montón de iniciativas en las que habían requisitos de seguir o tal para que, precisamente, nadie se sienta obligado a hacerlo ni a comentarme. Si tú eres una de esas personas que llegó aquí por alguna iniciativa del estilo, que sepas que ya no tienes por qué seguirme si no te gusta lo que lees o, mejor dicho, si directamente no me lees. Eres totalmente libre de irte.
Así que voy a ser muy sincera. Sí que hubo una época hace más de un año en la que me interesaba conseguir seguidores relativamente rápido para colaborar con editorales porque, como ya os expliqué en la entrada en la que me despedía de esas colaboraciones, tenía una crisis lectora importante y pensé que con las colaboraciones se solventaría. Finalmente, la crisis lectora se pasó de manera natural y yo me quedé con un montón de seguidores que a lo mejor no eran tan legítimos de mi blog y sin espacio ni tiempo para publicar otra cosa en el blog que no fueran las reseñas de los libros que me mandaban las editoriales.

De esta manera, hace unos meses tomé la decisión de dejar de colaborar con editoriales y salirme de algunas de esas iniciativas que tantos seguidores me habían dado. Bueno, más que seguidores, cifras de seguidores. Porque puede que realmente solo me sigan veinte personas. Pero son MIS veinte lecores. MIS veinte personitas que aguantan mis fangirleos objetivos (¿esto existe?) sobre Neil Gaiman, compartan mi pasión por él o no, son MIS veinte personitas que se atreven a descubrir nueva música conmigo, son MIS veinte personitas que leen los delirios que escribo. Son MIS veinte personitas las únicas que quiero que se queden. De verdad, el resto, sentíos libres de coger la puerta y marcharos. No os preocupéis, os pondré un sello en la mano como en las discotecas para que, si en algún futuro resulta que de verdad os gusta lo que publico en mi blog, podáis volver a entrar y os sintáis bienvenidos.

Pero, de verdad, si no vas a estar abierto a mis poemas o mini relatos acompañados de música; si no vas a estar abierto a descubrir toda la esencia del metal vista desde todas sus perspectivas, no solo la musical; si no vas a estar abierto a mis lecturas favoritas, porque en dos o tres libros que me quedan dejo de reseñar los que me mandaron autores/editoriales y la mayoría no tendrán nada que ver con los superventas de hoy en día, porque en nada voy a empezar a leer muchos clásicos, más libros de Neil Gaiman, algunos infantiles que me fascinan tanto como maestra, como niña y como joven adulta, y algunos libros random, sobre todo de fantasía... Si no vas a estar abierto al verdadero contenido que me apetece publicar en el blog, por favor, VETE. Con mi total bendición y una sonrisa en la cara. Pero vete. Y, sobre todo, no comentes algo que no te interesa siquiera leer. Porque como me encuentre algún otro comentario sin sentido, no respondo de mis actos.
¿Que me da pena porque creo que puedo ofrecer algo un poco diferente a lo que se ve en la mayoría de blogs y creo que puedo aportar bastante a las personas, sobre todo en lo que a mezclar música y literatura se refiere? Sí. Me da pena. Pero, como me ha enseñado una gran persona y profesional que conocí gracias al Leyendas del Rock y del cual tendréis entrevista en unas semanas, yo no puedo obligar a nadie a que le guste mi música o mis libros aunque crea que se estarán perdiendo grandes oportunidades. Pero puedo escribir sobre ellos y estar ahí para quienes decidan leerme y saber más de ellos. Así que eso voy a hacer. No voy a obligar a nadie a escuchar metal ni a leer a Neil Gaiman. Pero voy a escribir sobre ello para quien quiera leerlo. Si tú no quieres, me parece perfecto, estás en tu derecho. Pero prefiero que no me leas a que no me leas y me comentes evidenciando que no me has leído. Porque, aunque tú creas que me haces un favor comentándome, si no lees lo que comentas, lo que haces es justamente lo contrario. Me desanimas, no me das más visibilidad. Yo quedo mal porque parece que ni mis seguidores me leen. Y no es así. Yo sé que hay mucha gente que me lee, gente con blog que no tiene tiempo para comentar y gente que no tiene blog, que no sabe cómo se comenta, y simplemente me lee, se nutre de lo que comparto con vosotros y me dan su feedback por otros medios o no me dicen nada, pero se quedan lo que han descubierto en mi blog para ellos. Y para mí una visita invisible, porque nadie más que yo sabe las veces que se ve cada entrada, vale más que un comentario vacío: vacío de contendio, vacío de sentimiento, vacío de VERDAD.
Se me ha colado Tom Cruise en Harry Potter, sorry! La variedad es la sal de la vida ;)
Es cierto, hay veces que no tengo tiempo para leerme todas las entradas de todos los blogs que me gustan de pe a pa, pero me leo mínimo el 80% de las entradas y, sobre todo, leo lo reslatado. Que no cuesta nada hacer un mínimo esfuerzo y más cuando nos facilitan las cosas. Así que, quitando esta entrada que, repito, ojalá no hubiera tenido que hacer, ojalá no os hubiera tenido que soltar el sermón, en nada volveré con las dos o tres reseñas que me quedan de editoriales y autores con los que me comprometí (y yo cumplo mi palabra) y el resto de entradas volverán a ser cien por cien mías: reseñando solo los libros que más me gusten de los que lea, como hacía en un principio, hablandoos sobre mi música y todo lo que escriba. Si crees que tiene buena pinta lo que te cuento, quédate, cuéntame qué te parece, recomiéndame lecturas, grupos...  No me comentes, HÁBLAME. Pero, si no te gusta y no vas a leer mis entradas... bueno, esto está de más porque, quien no se vaya a leer esas entradas, menos se va a leer esta que encima tiene muchas letras juntas. Así que, si has llegado hasta aquí, GRACIAS. Gracias por haber escuchado mi frustración, gracias por haber invertido tu tiempo en este rinconcito y gracias por ser una de MIS veinte personitas.

En fin. Si tú no eres deshonesto/a en Blogger siento que te hayas tenido que tragar todo esto. Pero tenía que decirlo. Ojalá nunca tenga que repetirlo y que ningún blog tenga que aguantar estos despropósitos. Yo, desde luego, no publicaré ningún comentario que se note exageradamente que la persona no se ha leído absolutamente nada de la entrada salvo el título. Así que, que nadie se moleste en comentar habiendo leído solo el título porque su comentario no será publicado porque, como he avisado muchas veces, aquí faltas de respeto CERO. Gracias.

Un abrazo y nos vemos muy pronto en la próxima reseña 💜

Sígueme también en:

14 ago. 2017

RESEÑA: Neverwhere (Neil Gaiman)

¡Hola, mis Utópicos!
Hoy os traigo una reseña que llevaba siglos queriendo hacer, porque es de mi autor favorito y porque ya la empecé a principio de año, pero la tuve que dejar aparcada por la universidad, compromisos con editoriales, etc. Pero por fin este verano le he podido dedicar el tiempo que se merece y hoy os traigo mi opinión de Neverwhere de mi querido NEIL GAIMAN. ¡Dentro reseña!

Ficha técnica:
Título: Neverwhere
Autor: Neil Gaiman
Nº de páginas: 384 págs.
Editorial: Roca Editorial de Libros
Lengua: Castellano
ISBN: 9788499189529

Sinopsis:
En el subsuelo de Londres, como debajo de cada gran ciudad, existe un mundo desconocido e invisible, plagado de extraños seres, en el que sobrevivir depende de abrir las puertas adecuadas...

Hay mundos bajo tus pies, espías bajo las escaleras y formas que esperan al otro lado de los portales, que sólo has atisbado en tus sueños. Tras leer "Neverwhere", nunca volverás a pasar por los sombríos lugares del mundo moderno con la misma confianza infantil.
Lo siento. Todo empieza con unas puertas. [...] Yo en tu lugar tendría mucho cuidado con las puertas.
Opinión personal:
Siendo muy sincera, este libro he tardado un poco más en leerlo de lo que me imaginaba, en parte gracias a su extensión y en parte gracias a que disponía de poco tiempo, por eso a veces se me hacía algo pesado, pero a la vez necesitaba leer más porque es MARAVILLOSO. ¿Qué pensábais? ¿Que iba a decir que no me ha gustado un libro de mi queridísimo NEIL GAIMAN? Oye, que puede darse el caso. Pero en un futuro. Porque, en esta ocasión, Gaiman ha vuelto a fascinarme y, sobre todo, a INSPIRARME.
...ese podría haber sido el aspecto de Robinson Crusoe si hubiera naufragado en una azotea en lugar de una isla desierta.
Neverwhere es una novela de fantasía urbana con un montón de personajes, por lo tanto, hay que estar muy atento de no perderse. Pero, una vez los conoces a todos y los tienes bien ubicados, ¡no querrás abandonarlos jamás!

Para empezar, tenemos a Richard, nuestro protagonista. Él tiene una vida que podríamos denorminar "perfecta". Un trabajo estable, una prometida preciosa y con posibles, buenos amigos, una pisito en la capital... Pero todo cambia cuando una chica malherida cae a sus pies antes de que pudiera llegar a tiempo con su pareja a una importantísima cena de trabajo. Richard no sabe por qué, pero decide ayudar a esta mujer a sabiendas de que, si lo hace, se quedará sin prometida y, posiblemente, sin trabajo. Pero, lo que de verdad no imagina Richard es que, si tienes el más mínimo contacto con el mundo que hay debajo de Londres, el Londres de Arriba jamás te aceptará igual.

Empeñado en recuperar su antigua vida, Richard decide buscar a esa muchacha que, según parece, se llama Puerta, para acompañarla y hacer por ella lo que sea necesario con tal de volver a su antigua, monótona y rutinaria vida en el Londre de Arriba. Así, Richard se verá envuelto en una trama de asesinatos, venganza, supervivencia, misterio, ¿magia? (no puede ser, la magia no existe), engaños, corrupción, amistad y compañerismo, donde poco a poco irá conociendo los entresijos de la sociedad, organización, jerarquía y motivaciones del Londres de Abajo.
No hay mayor necio que un viejo necio.
Los lectores hacemos este viaje hacia lo más profundo de esta sociedad acompañados de unos personajes fascinantes. Todos ellos. Desde el más insignificante hasta mi querida Lady Puerta. Pero, mis personajes favoritos son, sin lugar a dudas, el Marqués De Carabás, el señor Croup y el señor Vandemar (...la Muerte camina como el señor Vandemar). No puedo explicaros quiénes son estos personajes y por qué me gustan tanto sin haceros spoiler, solo os digo que Neil Gaiman es una caja de sorpresas con una imaginación desvordante y, en esta novela, se hacen mucho más patentes estas cualidades que en otras de sus obras. Cuando crees que esta novela ya no te puede sorprender, Gaiman te saca de tu error y te deja con la boca abierta deseando leer más. Porque de verdad que estos personajes son FASCINANTES, tanto por lo bien constuirdos que están, como por sus acertadas apariciones y su función en la historia.
Richar pensó que era como si alguien hubiera cogido una pequeña corte medieval y la hubiera metido, como buenamente había podido, en un tren del metro.
Otra cosa que me requeteencanta de esta novela de Neil Gaiman, es el modo de hablar de los personajes. Cada uno tiene su estilo y, aunque falte alguna acotación, sabes perfectamente quién está hablando en cada momento porque, como ya digo, cada personaje tiene su sello personal, tanto la hora de comunicarse verbalmente como corporalmente. Así, aunque Neverwhere sea un mundo inventado (o no), es muy fácil conocerlo e incluso acostumbrarte a vivir allí.
...que algo sea gracioso no quiere decir que no sea peligroso.
Y ahora es cuando yo me siento mal porque quiero contaros mil cosas de la novela pero no puedo porque sería spoiler, pero quiero porque no sabéis ni la mitad de lo que os váis a encontrar. Así que, por favor, leedlo, reflexionad sobre la profundidad, las motivaciones de los personajes y sus decisiones finales, deleitaros con las innumerables frases para recordar y, cuando el mundo de el Londres de Arriba os parezca la mayor farsa del mundo, volvéis al Londres de Abajo con Neil Gaiman y conmigo, porque os estaremos esperando en la Corte del Conde para celebrarlo.

En resumen:
Neverwhere es una crítica a la socieadad actual
llena de misterio, aventuras, peligros, toques mágicos y unos personajes entrañables
que te acompañarán a conocer el Londres de Abajo con sus luces y sus sombras.

Nota: 4'5/5

Le hubiera dado la máxima puntuación si no hubieran habido esos ratos en los que se me hacía un pelín pesado, pero ya véis que eso no me ha impedido para nada disfrutar de esta obra maestra que muchos tienen por un retelling de Alicia en el País de las Maravillas y, por supuesto, yo no soy quién para negarlo. Si queréis descubrir las similitidues entre la obra de Lewis Carrol y la de Neil Gaima, tendréis que leerla. Y, si os animáis a hacerlo, aquí os dejo una pequeña ayuda que os ayudará a situaros bien y no perderos por el Londres de Abajo: Página de Neverwhere en Wikipedia 

¡Y esto es todo por hoy, mis Utópicos!
 Espero que os haya gustado la reseña y ahora es vuestro turno:
¿La habéis leído? ¿Qué os ha parecido? ¿Le tenéis ganas?
¿Habéis leído algún otro libro de Neil Gaiman?
¡CONTADME!

¡Un abrazo y nos vemos pronto con algunas de las sorpresitas
que os he traído del Leyendas del Rock! 💙

Sígueme también en:

10 ago. 2017

RESEÑA: Las luces de septiembre (Carlos Ruiz Zafón)

¡Hola, mis Utópicos!
Hoy os traigo la reseña de un libro que necesitaba. Hacía mucho tiempo que quería leerlo y, aunque tenía pensado leerlo este verano, pensaba hacerlo a finales, pero no sé, algo en mí me decía que el momento de leerlo era AHORA. Y mi instinto no se equivocó. Hacía tiempo que no deboraba un libro tan rápidamente y la verdad que me ha hecho recobrar la fe y las ganas de leer. Así que aquí os dejo con mi opinión de la tercera parte de La trilogía de la niebla de Carlos Ruiz Zafón, Las luces de septiembre... ¡Dentro reseña!


Ficha técnica:
Título: Las luces de septiembre
Autor: Carlos Ruiz Zafón
Nº de páginas: 288 págs.
Editorial: Planeta
Lengua: Castellano
ISBN: 9788408072461

Sinopsis:
Un misterioso fabricante de juguetes que vive recluido en una gigantesca mansión poblada de seres mecánicos y sombras del pasado... Un enigma en torno a extrañas luces que brillan entre la niebla que rodea el islote del faro. Una criatura de pesadilla que se oculta en lo más profundo del bosque... Estos y otros elementos tejen la trama del misterio que unirá a Irene e Ismael para siempre durante un mágico verano en Bahía Azul. Un misterio que los llevará a vivir la más emocionante de las aventuras en un laberíntico mundo de luces y sombras.

Opinión personal:
Este era el último libro que me quedaba por leer de La trilogía de la niebla, unos libros independientes entre sí, pero que constituyen una etapa en la vida del escritor en las que se dedicó a escribir los libros que le hubiera gustado leer de adolescente, todos con algunos ingredientes comunes: protagonistas adolescentes, miesterios por resolver y una mezcla de fantasía de terror y realidad magistral.

Como ya sabéis por mis anteriores reseñas sobre esta trilogía, el primer libro, El príncipe de la niebla, fue uno de mis favoritos del instituto, uno de los pocos que releí con el paso de los años y el segundo, El palacio de la medianoche, ya no me gustó tanto. Por eso cogí este tercer tomo con bastante miedo e intriga a la vez, porque no quería llevarme otro chasco, pero a la vez quería saber ya si este me iba a gustar más o menos. Y también tenía muchas ganas de terminar con la trilogía porque, quieras que no, terminar un conjunto de libros siempre te deja satisfecha.

Así que hoy por fin puedo decir que este libro me ha ENCANTADO. Lo tiene todo, unos personajes reales bien construidos, carismáticos y con los que te puedes identificar, lo cual facilita que te metas de lleno en la historia y la sientas tuya.
Como su difunto marido había dicho en una ocasión, no valía la pena perder el tiempo en intentar cambiar el mundo; bastaba con evitar que el mundo lo cambiase a uno.
Por un lado tenemos a Simone Sauvelle, madre de Irene y Dorian, quien, viéndose viuda y endeudada, no le queda más remedio que dejar atrás su antigua vida acomodada y mudarse a otro lugar donde poder trabajar y alejarse lo máximo posible de la gran ciudad y los recuerdos tan dolorosos que esta le produce. Así, llega a ser el ama de llaves, por así decirlo, de la mansión de Cravenmoore, donde vive recluido el señor Lazarus Jann, un gran fabricante de juguetes y autómatas que cuida religiosamente de su mujer, postrada en la cama desde hace veinte años y que les otorga a la familia Sauvelle una nueva oportunidad.
A su edad, aparentemente, lo que uno hacía era corretear en bicicleta, fantasear y observar el mundo, a la espera de que el mundo empezase a observarlo a uno.
Por su lado, Irene y Dorian son dos adolescentes que intentan superar la muerte de su padre y ayudar a su madre lo mejor que pueden al tiempo que disfrutan de sus pasatiempos y oportunidades que su juventud les brinda.

Ismael es primo de Hannah, la cocinera de la mansión, y un marinero de primera que rara vez se deja ver por tierra y no en la soledad de su velero, hasta que al conocer a Irene decide compartir su soledad con ella. Lo que ninguno de los dos imagina es que se van a necesitar más de lo que en un principio podía parecer, pues solo uniendo sus conocimientos, sus fuerzas y valor conseguirán descubrir la verdad sobre la enigmática Alma Maltisse y las luces de septiembre.

Así, sin tener elección, toda la familia Sauvelle e Ismael se ven amenazados por las sombras que asolan Cavernmoore. ¿Qué tiene que ver el señor Lazarus en todo esto? ¿Existe alguna manera de acabar con un enemigo que te persigue como si fuera tu propia sombra?
Hay sombras en el mundo, Ismael. [...] Sombras que vienen de dentro de cada uno de nosotros.
La verdad es que esta novela me ha atrapado desde el principio, creo que todas las relaciones entre los personajes están muy bien hiladas, que se suceden de una manera muy real y mágica a la vez, y me ha fascinado cómo vamos descubriendo la verdad que impregna Cavernmoore, el mar y su faro poco a poco, en dosis bien distribuidas y... ese final. ¡Oh, ese final! ¡¡Necesitaba algo así!! Naturalmente, la historia termina como debe acabar. Pero es la manera de relatarlo del autor, cerrando bien una historia, haciendo que en solo unas páginas conozcas las historias de cientos de personas y, sobre todo, dejando una posible historia futura a tu imaginación. Tres finales en uno y varias lágrimas rodando por mi rostro han hecho de esta novela un libro redondo, fácil de leer y que me ha llegado a poner el corazón a mil por hora. ¡Cómo necesitaba que un libro me tocara el alma!

En resumen:
Las luces de septiembre es una novela de misterio muy bien escrita,
con una ambientación y unos personajes que te atraparán desde el primer momento.
Un libro corto pero intenso que te hará sentir mil emociones.

Nota: 5/5

¡Y hasta aquí la reseña de hoy!
Espero que os haya gustado y ahora es vuestro turno:
¿Conocíais el libro? ¿Lo habéis leído? ¿Qué os ha parecido?
¿Le tenéis ganas? ¿Habéis leído algún otro libro del autor?
¡CONTADME!

¡Un abrazo y feliz mitad de semana! 💚

Sígueme también en:

7 ago. 2017

Descubriendo Metal... METALOVISIÓN

¡Hola, mis Utópicos!
Hace unos meses os adelanté que iba a abrir una nueva sección en el blog que era una mezcla entre Descubriendo a... e Inspiring Music (que en lugar de music lo voy a cambiar por metal porque ya van cuatro entregas y nada, que no hay manera de salirme del género -de entre sus muchas variantes-, pero lo tengo en mi lista de pendientes, lo juro). El caso, que fusionando estas dos secciones del blog ha nacido DESCUBRIENDO METAL...

¿En qué consiste esta nueva sección?
Muy fácil, yo os voy a dar a conocer personas que estén relacionadas con el mundo metal: desde grupos, instrumentistas, artistas en solitario, fotógrafos, técnicos de sonido... cualquier persona relacionada de un modo u otro con este tipo de música y que, o bien se ponga en contacto conmigo para darle a conocer, o bien yo me ponga en contacto con esa/s persona/s, y respondan a la entrevista que le/s haré.

¿Por qué esta sección?
Porque estoy bastante harta de no poder hablar con casi nadie de mi entorno de este tipo de música que tantas alegrías me ha dado y me da día a día. Así que quiero dar a conocer un poquito esta música tan pre-juzgada injustamente y que, aunque en unos días el polideportivo de mi ciudad vaya a rebentar de los miles de personas que van a asistir al Leyendas del Rock, sigue siendo un género minoritario por su falta de presencia en los medios de comunicación, etc. Así que, desde mi humilde rinconcito del ciberespacio, al igual que ya estoy haciendo con la sección Inspiring Music (con la que estoy muy contenta porque se ve que os gusta bastante), voy a intentar darle un poco de visibilidad desde todos sus ángulos y perspectivas para que lo conozcáis bien desde dentro, podáis empatizar con él y darle una oportunidad.

¿A quién vamos a descubrir hoy?
Como soy tan especial, me ha dado por rizar el rizo y hoy, inaugurando la sección Descubriendo Metal... vamos a conocer al equipo que hay detrás de METALOVISION y su gran proyecto (en el que entran web oficial, canal de Youtube y resto de redes sociales, que os las dejo abajo) para dar a conocer metal y difundir esta música y todo lo que la rodea. Sí, como lo leéis. Voy a iniciar una sección para descubrir metal dándoos a conocer otro medio para descubrir metal. Porque ellos son mucho más veteranos que yo y, si os pica la curiosidad sobre este género, creo que ellos os van a saber instruir mejor que yo con sus muchas secciones, información sobre la actualidad, etc. Así que, antes de proceder con la entrevista y para que os hagáis una idea aproximada de lo que es Metalovision si todavía no los conocéis, os dejo con uno de sus últimos vídeos en el que dan una serie de tips para sobrevivir al Leyendas del Rock, ¡¡que ya no queda nadaaa!!




¡Hola, Metalovisión! Yo he hecho una pequeña introducción vuestra, pero quiero que seáis los propios miembros de MOV los que me digáis, ¿qué es Metalovisión? ¿Cuándo surgió? Y, sobre todo, ¿por qué?
Metalovisión es actualmente un canal de YouTube especializado en música Metal. Empezó como concepto de Televisión al ver que era un campo casi vacío en España.
Nace en 2009, después del webzine Akelarre-rock, nos dimos cuenta que la prensa escrita empezaba a estar obsoleta y hacía falta una evolución. Al público cada vez le cuesta más leer una crónica y el consumo audiovisual es mucho mayor. Sin ir más lejos, las nuevas generaciones nacen con YouTube bajo el brazo.

Metalovisión lo conformáis varias personas, para la gente que nunca ha visitado vuestro canal de Youtube ni vuestra web, ¿podrías presentaros y decir un poquito cuál es vuestra función en MOV?
Torr, CEO & Fundador:
Fundador de Metalovisión además de un “todo-en-uno”, excepto cuando tocan Sabaton o Iron Maiden que entonces es solo fan. Geek por naturaleza y serieadicto.

Zayk, COO & Fundador:
Perteneciente a Metalovisión desde el principio de los tiempos, es una nostálgica del metal escandinavo ¡Disfruta con la gastronomía más sibarita y con los guturales más profundos, mientras rasga sin piedad cada prenda que le llega hasta convertirla en una pieza única! A primera vista parece orgullosa y un poco rimbombante, pero es todo fachada. Te lo decimos nosotros.

Vanek, Diseñadora & Fundadora:
Fundadora de #Metalovision, diseñadora gráfica e ilustradora de profesión. Se desvive por una buena jarra de cerveza fresquita, el jager y escuchar metal nacional a todo volumen. Amante de las motos y de los deportes de contacto como el boxeo.

Krawel, Community Manager;
Community Manager y troll oficial. Fan y experto en Metal Underground ¡Freak, vegetariano, adicto a los zombies y la cerveza!

Adri, Videoeditor & Cámara:
Editor de Metalovisión, te trae lo mejor de la escena metalcore y hardcore. ¡Amante de los videojuegos y coleccionista de todo lo coleccionable!

Rodri, Video editor & Fotografía:
Fotógrafo y editor de vídeo de Metalovisión. ¡¡Amante del rock y del folk metal!! ¡Donde pone el ojo, pone la instantánea capturando esos momentos únicos e irrepetibles de los conciertos!

Ahora, ¿os atrevéis a definiros cada uno con un género y un grupo de música y decir por qué ese estilo y grupo os representan?
Torr – Para mí sólo hay un estilo: Metal, mente abierta y mezclas de estilos. El grupo que me representa es Sabaton, nueva generación, renovando la forma de hacer las cosas, potencia y garra.

Zayk – Yo soy una persona un poco compleja, jajaja. Para mis momentos de más actividad y energía me encanta el folk metal porque me mantiene en guardia y me da un chute de buen rollo. En cambio, cuando quiero relajarme elijo el black atmosférico, porque esa mezcla entre melodías pesadas pero pausadas y voces graves y guturales me deja suave como la seda. Eso y una tormenta son mis dos cosas favoritas para acabar el día tranquila.

Vanek – Soy de esa expresión que dice "en la mezcla está lo puro" puedo estar escuchando groove metal, metal core y hardcore o la absoluta fusión de estas vertientes en el metal y que me estalle en los oídos, sobre todo me encantan esas bandas que cogen un poquito de todo y le dan buena brea. Últimamente estoy escuchando a muchas bandas ya sean nacionales o internacionales, que dicen que pasan de etiquetas y que se aburren con que haya gente que intenten meterles dentro de un género del metal, y opino como ellos, el metal tiene una riqueza y un registro musical impresionante, ¿para qué definirlo? Es metal, entra por tus oídos y recorre todo tu cuerpo como un tsunami. Puedo estar escuchando bandas como Hamlet (por supuesto), Jinjer (que gran descubrimiento de bandaza), Morphium, In Mute, Violent Eve, Soziedad Alkoholika, Berri Txarrak, Arise, Aphonnic, Killswitch Engage, Disturbed o Device (lo mismo es practicamente), A7X, Metallica... hasta me puedo ir por peteneras y escuchar algo tan "mainstream" como Nickelback.

Adri – El género que más me gusta es el metalcore y el hardcore ya que me da muchas fuerzas y me motiva cada día, irse a entrenar con un buen disco te da energía para todo el día. Definirse con un grupo de música es complicado, pero me voy a quedar con Red Hot Chili Peppers, a much@s les sorprenderán ya que no tiene que ver nada con mi estilo, pero es una banda con la que he crecido toda mi vida y me ha dado mucho. Tengo que decir que soy muy fan eh, hacer mi primera fila, conocerles en persona...

Krawel – Groove Metal, Pantera. Me encanta el macarrismo y la caña burra en la música. Dejarme el cuellazo haciendo headbanging y los brazos protegiéndome en los pogos.

Rodry – Dentro de toda la variedad de metal que hay actualmente, me quedo con el folk metal, con sus gaitas, violines y entre medias un buen riff de guitarra siempre es un placer escucharlo. Saurom, para mí, con su "juglar metal" es todo lo que busco en ese estilo de música, momentos fiesteros o que te ponen los pelos de gallina, que te alegran, que te hacen pensar, lo tienen todo.

Lleváis siete añazos, que se dice pronto, ¡pero tela!, sacando adelante este proyecto. Desde vuestros comienzos hasta ahora se ha visto una gran evolución, tanto de los componentes de Metalovisión como del contenido y del formato, ¿cómo ha sido este proceso de crecimiento tanto del canal y de la web como vuestro a nivel personal?
Torr – El crecimiento se basa en el análisis, escuchar a los suscriptores e innovar, hay que tener el culo inquieto para ir siempre a mejor y no quedarse estancados.
Personalmente siempre hay momentos buenos y momentos malos, pero gracias al equipo que hemos formado, siempre seguimos porque siempre hay alguien capaz de motivar al resto si hay un bajón.

Zayk – ¡Brutal! Empezamos esto siendo unos nenes que no sabían ni lo que era un suscriptor de YouTube. No existía Instagram, y Twitter era esa app nueva que nadie sabía muy bien por qué permitía sólo 140 caracteres ¡Nosotros éramos los reyes en Tuenti! Cómo se manejaba una cámara era una incógnita para nosotros y un programa de edición de vídeo no estaba al alcance de cualquiera. ¡Y mira ahora! La clave es la reinvención. No estancarse, aunque haya cosas a las que les tengas cariño, como un determinado formato de video, un estudio de grabación o un modelo de cámara con el que estás a gusto. Todo debe cambiar para seguir al día, y por suerte Torr está siempre al tanto de las tendencias para ayudarnos en ese camino.

Vanek – Hemos sido totalmente autodidactas, cada día aprendíamos algo nuevo, hemos tenido grandes aciertos y también errores, creo que hemos sabido adaptarnos al medio y a los cambios tan voraces que hay a día de hoy culturalmente y tecnológicamente. También hemos sido muy autocríticos con nosotros mismos con el contenido, ya que, muchas veces es importante saber y tener siempre bien claro qué era lo que queríamos proyectar al público que nos ve, la gente a través de internet puede ser muy dura y crítica, aunque afortunadamente, la mayoría de las veces, al 98%, los metalheads son todo amor, nos lanzan sus sugerencias queriendo siempre sumar y vemos que entienden y valoran el trabajo (que no es poco) que hay detrás de la pantalla de Youtube y que no es como lo que creen muchos, que es solo darle a grabar y lo que surja. También por supuesto nos hemos dejado aconsejar y asesorar por gente que estaba en el medio audiovisual en todos los rangos y sectores, siempre estaré muy agradecida por ello. Somos una gran familia y es algo que jamás querría perder, Metalovisión y todo lo que ha llevado a sus espaldas, me ha aportado mucho (y me aporta) "espiritualmente" hablando.

Adri – Hemos sabido actualizarnos con el tiempo, tanto tecnológicamente como con el contenido. Ese contenido, escuchando a nuestro público que es lo más importante y queremos estar cerca de ellos.  A nivel personal, Metalovisión es mi segunda familia, todas esas experiencias, todo ese tiempo juntos, nos ha unido tanto que somos una gran familia que no la cambiaría por nada.

Krawel – Constante aprendizaje y evolución. Conocer a nuestra audiencia y adaptarse a lo que necesitan en cada momento. Yo personalmente he aprendido mucho sobre música, no paro de conocer bandas nuevas semanalmente. Me llena, me siento realizado. Metalovisión fue un punto de inflexión en mi vida, apareció en el momento adecuado.

Rodry – Durante estos 5 años que llevo, no se ha parado ningún momento, siempre intentando crear contenido nuevo, mejorar desde la primera idea, hasta su publicación en diversas redes, es un estar en un continuo aprendizaje, pero siempre, siendo fieles a nuestros fans...
Aun siendo al que menos conocen, en estos años he visto como fans vienen a darte su apoyo, valorar tu esfuerzo y dedicación, eso te da muchas fuerzas para seguir. A mí me ha ayudado más a abrirme a la gente, a pedirme más a mí mismo aceptando críticas y consejos para seguir creciendo como profesional, y el ver que no sólo somos compañeros, si no una gran familia que nos apoyamos para dar lo mejor de nosotros mismos. Ver que el mundo no come, si no que tú puedes comerte el mundo.

En Metalovisión hay cabida para todo tipo de género que se encuadre dentro del Metal, desde folk hasta thrash, ¿qué veis de positivo y necesario en esta gran variedad musical?
La verdad es que cada miembro escucha un estilo de música diferente y eso lo hace más enriquecedor. El Metal es el estilo de música más variado, eso hace que nunca te canses ya que la renovación es constante.

En MOV tenéis gran variedad de secciones y contenidos que os dan repertorio para subir varios vídeos a la semana y estar siempre activos, ¿cómo surgen las ideas para los vídeos? ¿Quién las elige? ¿Las lleváis a cabo inmediatamente de manera espontánea o lo tenéis todo muy planificado con anterioridad?
Normalmente preparamos entre todos los contenidos con anterioridad, cada uno va aportando una idea y entre todos le vamos dando forma. A veces también improvisamos pues hay que estar al día de la actualidad. O a veces entra alguien por el estudio y dice “tengo una idea” y lo grabamos al instante. Además, si miras a tu alrededor, ya sea una conversación con los colegas, con la familia, en tu trabajo, leyendo un libro, yendo en autobús, en el gimnasio o viendo tu serie favorita, puedes encontrar miles de ideas como inspiración ya que el metal es la banda sonora que nos acompaña cada día, sin olvidar por supuesto lo ya citado, la actualidad.

Muchas veces habéis definido vuestro contenido como “hecho por fans para fans”. A la hora de cubrir un concierto, un festival o hacer una entrevista, ¿cómo encontráis el equilibrio (si es que lo encontráis) entre realizar vuestra función de la manera más profesional posible cuando estáis enfrente de un ídolo?
Pues es difícil, al fin y al cabo, somos un fan más que adora a "X" banda, y tener delante a tu ídolo, poder hablar con él, entrevistarle. Siempre son nervios previos, pero luego cuando nos ponemos con él y le damos a grabar se nos pasa todo de golpe.

Gracias a Metalovisión habéis pasado ratos bastante íntimos con personas tan importantes del Metal como por ejemplo Leo Jiménez. Como fans que sois, ¿cómo os sentís o qué significa para vosotros poder conocer a un artista más allá de lo que se escucha en un disco, se ve en un concierto o en una entrevista convencional?
Pues es de las cosas más enriquecedores del mundillo. A veces nos llevamos un chasco aunque eso es bastante raro y simplemente pensamos que "tendrá un mal día", al fin y al cabo, somos personas con nuestros más y nuestros menos. Pero la mayoría son encantadores y cercanos, luego fuera de cámara nos cuentan cosas de su vida o algún pensamiento fugaz que han tenido con lo que sea y te encanta conectar con esa parte más personal de ellos fuera de sus momento de promoción que para ellos es repetir todo el rato lo mismo a todos los medios de comunicación. Y siempre poder decirle lo que quisiste o preguntarle alguna duda que siempre tuviste.

¿Cómo es el proceso de cubrimiento de un festival? Es decir, ¿elegís tal festival, compráis vuestra entrada, vais y os ponéis a grabar? ¿Habláis con la organización para que os den pases de prensa, contactáis previamente con los grupos para encontraros con ellos, surge espontáneo allí…?
Con los festivales con las que ya hemos trabajado es más fácil porque ya hay contacto. Con festivales nuevos o que no hemos trabajado, a veces nos contactan ellos y otras veces nosotros. Pedimos los pases de prensa y negociamos un presupuesto. Para nosotros es nuestro segundo trabajo y como tal actuamos.
Con las bandas a veces contactamos previamente para citarnos y otras veces pues surge allí, las cosas espontaneas son las mejores de los festivales.

Vuestro canal de YouTube cuenta ya con más de 159.600 suscriptores, ¿qué significa para vosotros poder llegar a tanta gente de todas partes del mundo?
❤ Nuestra mayor premisa es extender el Metal. Que alguien que no le guste esta música le llegue a gustar o entender nuestra pasión fuera de los tópicos. O que alguien que está empezando a escuchar Metal, conozca bandas para iniciarse. O que alguien que lleva 20 años escuchando Metal, pueda descubrir nuevas bandas después de tanto tiempo. Y también es enriquecedor conocer cómo es el Metal según la cultura de cada país, se aprende mucho de los seguidores. ❤

¿Cuáles son los planes de futuro a corto plazo de Metalovisión?
¡Queremos ir a México! La mitad de nuestros seguidores son de allí y nos piden que vayamos. Nos encantaría poder cubrir al Hell & Heaven o el Knotfest y poder conocer a los seguidores mexicanos.

Por último, en mi blog hay bastantes personas (más de las que yo me pensaba) que escuchan metal, pero hay muchísimas más que nunca lo han escuchado y no por prejuicios, sino porque no ha surgido, sencillamente en su ambiente no se escucha esta música y no han tenido la oportunidad de disfrutarla. ¿Qué artistas y grupos recomendaríais a alguien que quiere empezar a escuchar metal?
Torr – Hay muchas teorías de cómo iniciarse en el metal, qué grupos escuchar (de hecho, tenemos que hacer un vídeo sobre este tema). Yo creo que como cada persona tiene unos gustos diferentes, lo mejor es hacer una cata de diferentes estilos y a partir de ahí ajustar.
Por ejemplo, escuchar Amaranthe y si le gusta la voz melódica, tirar hacia Epica, Within Temptation o Blind Guardian y Sabaton.
Si le gusta más el gutural de las canciones, probar con Arch Enemy o Children of Bodom, no sé si entiendes la idea... al final el metal tiene muchos prejuicios desde fuera, que cuando te sientas a hablar con alguien tranquilamente es fácil descubrir grupos que les pueden gustar.

Zayk – Pues creo que escuchar metal será más fácil si te aproximas desde un punto parecido musicalmente hablando. Así, si la persona escucha música electrónica podría recomendar algo con toques electrónicos tipo Amaranthe o Sonic Syndicate, o bandas core que contengan elementos electrónicos como Bolu2death. Si son amantes de la música lírica les recomendaría empezar por Nightwish, Sirenia o Saratoga, y si entran desde el hip-hop podrían probar con Prophets of Rage o Powerflo.

Vanek – Creo que tiraría por aquellas bandas que son ahora más "mainstream" (en mi humilde opinión) por ejemplo, Bullet for my Valentine, Bring Me The Horizon, Within Temptation, Metallica, Eluveitie... y de bandas españolas, Aphonnic, Vita Imana, Overdry, Hamlet, Sober...

Adri – Como sabréis, a mí me gusta más el hardcore, metalcore... pero hay grupos de metal que oye, son geniales. Hay un grupo, Ghost, que hacen un metal más ligero, mas bailable y con una gran puesta en escena, echadle una escucha. Luego algo de power metal, por ejemplo, Blind Guardian que es un grupo alemán que hace una música brutal y unas letras basadas en universos de fantasía como por ejemplo el Señor de los Anillos. Y para terminar un grupo de los míos Architects, para tod@s los valientes que quieran algo más fuertecito.

Krawel – Yo tiraría por algo que mezcle guturales y melódicos, que da más amplitud. Tirando de algo español y actual: Donuts Hole, Aphonnic, Vita Imana, Hiranya, Morphium, Lords of Black. Internacional: Infected Rain, Pantera (tenía que decirlo xD), Jinjer. Y bandas que siempre introducen muy bien: Slipknot, Trivium, Metallica, Soulfly.

Rodry – Empezaría (y aunque suene tópico) con los clásicos, como Iron Maiden, AC/DC, Mägo de Oz, o las baladas de Europe, Aerosmith, Kiss... e iría buscando grupos de cada estilo, sin cerrarse en un estilo concreto, si no que escuche todos los que pueda y disfrute con cada banda, porque lo que es cierto, es que en la variedad está el gusto.

¡Y esto es todo! Muchísimas gracias por vuestro tiempo, por la gran labor que hacéis cada día difundiendo vuestra pasión por el metal y, si queréis añadir cualquier cosa, ¡este es el momento! Nos vemos en el Leyendas ;)
Muchas gracias por hacernos un hueco, maja. Que se extienda el #metallife.

Si os han convencido y queréis echarle un vistazo a Metalovisión y darle una oportunidad al metal, aquí os dejo sus redes sociales: Facebook, Instagram, Twitter, Página web y correo electrónico.

¡Y esto es todo por hoy, mis Utópicos!
Pero, como siempre, sabéis que ahora es vuestro turno,
¿conocíais a Metalovisión?, ¿os ha llamado la atención?
¿Le váis a dar una oportunidad? ¿Y al metal?
¿Qué es lo que más os gusta de este tipo de música?
¿Lo váis a escuchar más de ahora en adelante?
¡CONTADME!

Por mi parte nada más, deciros que durante el Leyendas del Rock
no voy a estar activa en Blogger pero,
al igual que Terminator, ¡volveré! 
A no ser que haga como Krawel y muera en el Leyendas... Jiji

¡Un abrazo a tod@s y que viva el #MetalLife! 

Sígueme también en:

31 jul. 2017

INSPIRING MUSIC | Quería volar | #InspiringAvalanch

Más de diez años habían pasado desde entonces.
Más de diez años de sueños, de esperanzas, de metas que alcanzar.
Más de diez años de espera... esperando el fin de la espera.
Pero se cansó de esperar:
Quería volar;
caminar no era digno de ella.
Así que un día se subió a lo más alto,
extendió sus alas y...
la espera terminó.
~


¡Hola, mis Utópicos!

Si el mes de julio empezaba con #InspiringDebler y su power metal sinfónico, lo terminamos también con otro Inspiring Music, esta vez de la mano del grupo de metal progresivo y power metal Avalanch con esta mini-historia-poema, ¡espero que os haya gustado!

Por desgracia, esta vez os puedo contar más bien poco de la banda porque solo llevo escuchándola un añito y no muy asiduamente... pero la verdad que siempre que lo hago me relajan un montón y me animan bastante a escribir y leer. ¿Por qué? Ni idea. Pero me gusta tenerlos de fondo mientras hago cositas, aunque me voy a tener que poner a escucharlos seriamente esta semana, pues solo faltan diez días para verlos dos veces en concierto en mi ciudad gracias al Leyendas del Rock y no quiero ser la única pringui que solo se sabe cuatro estribillos jaja


Así que, puesto que esta vez no sé gran cosa de la banda pero quiero que sepáis algo más de ella, voy a hacer un copia y pega precioso de Wikipedia, con lo cual, si hay algún error, ya sabéis de quiénes son las culpas 😉

Los tres primeros álbumes de Avalanch tenían un estilo power metal, con letras sobre temas épicos y mitológicos, aunque después de la expulsión de su vocalista Víctor García y la incorporación de Ramón Lage, orientaron su estilo a tintes de metal progresivo y una temática letrística más profunda. En 2012 anuncian un parón indefinido a partir del 6 de septiembre, fecha de su último concierto programado, teloneando a Scorpions en México.

En diciembre de 2016 Alberto Rionda (guitarrista y fundador del grupo) anuncia su intención de retomar la banda para celebrar el aniversario del disco El Ángel Caído, aunque con una formación completamente nueva.

Si queréis conocer más de ellos, cotillearles, escuchar su música, etc., aquí os dejo sus redes sociales: Spotify, Página web, Facebook, Twitter, Instagram, iTunes y YouTube.

¡Y esto es todo por hoy, mis Utópicos!
Espero que os haya gustado esta nueva entrega de #InspiringMusic
y ahora es vuestro turno: ¿conocíais al grupo?
¿Os ha gustado la canción? ¿Buscaréis más de ellos?
¿Qué os ha parecido el mini-poema-historia?
¡CONTADME!

¡Un abrazo enorme y feliz comienzo de agosto!💙


Sígueme también en: